Cartelera de Historia

Rincón de herramientas, información, textos, actualización bibliográfica y mucho más.


1 Comentario

Mujer, sexualidad y libertad en los años 60

POR CLAUDIO MARTYNIUK en Diario Clarín

Sobre el cuerpo de la mujer y la planificación de la familia abundan las presiones. Por eso, la difusión de la píldora anticonceptiva fue revolucionaria, dice la historiadora Karina Felitti.

12/08/12

En el primer capítulo de la serie Mad Men, que transcurre en una agencia de publicidad neoyorquina de la década de 1960, una jovencita recién contratada como secretaria recibe la sugerencia de una jefa que sabe de la libertad y opresión sexual: “toma píldoras anticonceptivas”. Ese desarrollo clave de la industria farmacéutica generaba entonces polémicas, en medio de una revolución de la sensibilidad que tuvo como eje al ejercicio de la sexualidad. En algunos estados de EE.UU. se prohibió su uso en los matrimonios y se trazó, luego, una jurisprudencia en favor de la libertad sexual y la privacidad. En otros países, partidos de izquierda tradicionales denunciaron el control de las poblaciones insurgentes del Tercer Mundo, por momentos a coro con la Iglesia. Signo de autonomía sexual, también de intervención estatal en la planificación familiar, el medio siglo de la píldora releva, a través del análisis de Karina Felitti, las mutaciones presentadas en un dominio básico de la existencia.

¿Cuándo se difunde la planificación familiar?

A partir de la segunda posguerra el crecimiento de la población tomó un ritmo vertiginoso y generó preocupación en los Estados Unidos y Europa. Se visualizaba el agotamiento de recursos, menores índices de desarrollo y mayores niveles de conflictividad social. La planificación familiar se perfiló, entonces, como solución para frenar un aumento de la natalidad considerado desmedido. Esto coincidió con nuevas ideas acerca del rol de las mujeres en la sociedad, el modelo de familia deseable y las demandas feministas por la autonomía corporal. La planificación familiar se ubicó en esta encrucijada: una obligación para salvar al planeta -y al sistema capitalista- o un derecho humano de las parejas. Entonces sólo las feministas la pensaron como un derecho de las mujeres y habrá que esperar hasta la década de 1980 para que comience a hablarse de los derechos reproductivos de las mujeres, más allá de una situación familiar.

¿De qué manera la píldora cultivó la libertad sexual?

La píldora combinaba altos niveles de efectividad con simpleza, separaba el coito de la reproducción y no requería mayor preparación que el tomar una pastilla todos los días. Era un método femenino: las mujeres podían usarla sin que nadie lo supiera. Pasar de los primeros frascos a estuches que parecían guardar un peine fue una respuesta a esta demanda de confidencialidad. Esto que podía interpretarse como un signo de liberación y un elemento más de la revolución sexual en curso, también se leyó como una nueva forma de intervenir sobre el cuerpo femenino. Sigue leyendo

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 75 seguidores